El PP acusa al alcalde de retrasar los presupuestos de forma intencionada al no enviarlos al ministerio

El PP acusa al alcalde de retrasar los presupuestos de forma intencionada al no enviarlos al ministerio

Desde el Grupo Municipal popular, la concejal Amalia Gutiérrez ha denunciado públicamente la falta de trabajo y la incapacidad de gestión del alcalde socialista, además de denunciar el engaño continuado al que tienen sometido al pueblo tanto él como su equipo de gobierno.

Ha dado cuenta de los plazos, informando que “los presupuestos para 2019 se aprobaron el día 27 de diciembre pasado, y ya ha pasado más de un mes sin que el alcalde los haya enviado al Ministerio, algo que es obligatorio para recibir el visto bueno y poder ponerlos en marcha”. “Es imprescindible para que el Ministerio se manifieste que el alcalde los envíe, y el hecho de no enviarlos supone que el alcalde socialista no cumple la ley y que además no confía ni en los presupuestos que él mismo ha elaborado”, nos dice Gutiérrez.

Sigue añadiendo que “además de todo lo anterior, el alcalde socialista miente constantemente, diciéndoles a los trabajadores, a las asociaciones, a los proveedores que no puede pagar mientras no tenga el informe favorable del Ministerio; ahora culpa al Ministerio de no poder pagar, cuando antes culpaba de los impagos al PP”.
“El único culpable de los impagos es el alcalde socialista –afirma con rotundidad Amalia Gutiérrez-, pues ahora que el PP ya le ha dado viabilidad a los presupuestos, culpa al Ministerio, y es imposible que el Ministerio dé el visto bueno a los presupuestos si el alcalde no los envía”.

Deja claro la concejal Gutiérrez que el alcalde y su equipo de gobierno mienten para ocultar y justificar su incapacidad de gestión, y recuerda que el alcalde lleva tres años sin presupuestos, y “ahora que los tiene aprobados, no los envía y culpa al Ministerio”.
Para Gutiérrez es “vergonzoso que aún no tengamos presupuesto para 2019, pero es más vergonzoso que el alcalde esté retrasando el envío, demostrando que lo que quiere es ganar tiempo para no pagar a nadie y llegar así hasta las elecciones”.

Ha exigido que el alcalde se ponga a trabajar, que cumpla con su obligación de enviar el presupuesto al Ministerio, “así como le exigimos que deje de mentir a todos, que deje de tratar como tontos a todos los ciudadanos, y, está claro, que además de ser un mentiroso es un mal pagador”.