Izquierda Unida vota en contra de “la tomadura de pelo” que presenta el PSOE de Villarrobledo, que sale adelante gracias a la abstención del PP

Izquierda Unida vota en contra de “la tomadura de pelo” que presenta el PSOE de Villarrobledo, que sale adelante gracias a la abstención del PP

28 diciembre, 2018 Desactivado Por El Espectador

Izquierda Unida de Villarrobledo ha votado en contra de la propuesta de presupuestos que ha presentado esta mañana el PSOE en el pleno. Dicen que esta propuesta «es un calco de la que el Gobierno del Ayuntamiento presentó para los presupuestos de 2018 y viene acompañada del mismo déficit democrático: falta de negociación, opacidad en las cuentas y continuismo de las políticas económicas que llevan al endeudamiento».

La asamblea de Izquierda Unida ha realizado un análisis colectivo tanto del contexto como del documento presentado y ha llegado a la misma conclusión, «dado que se siguen incumpliendo tres premisas que son fundamentales: transparencia (se desconoce el estado real de las cuentas del municipio), racionalización del gasto (no se plantean las partidas reales con el objetivo de dar la impresión de que hay más dinero disponible) y aumento de ingresos (no se plantea ninguna medida para mejorar la liquidez por esta vía)».

Izquierda Unida ha planteado soluciones necesarias para abarcar los problemas estructurales de la gestión económica del Gobierno:

• Transparencia: contar con los gastos reales (facturas sin consignación presupuestaria, partidas realistas de gasto…)
• Racionalización del gasto: exigir a la Junta y a la Diputación los 2 millones de euros que invierte el Ayuntamiento de Villarrobledo para cubrir servicios que no son competencia municipal.
• Aumento de ingresos: remunicipalización de servicios como la recaudación de impuestos por la que Villarrobledo paga 500.000 € al año.

Critican que el Gobierno municipal ha preferido asentar el continuismo con la política económica del PP contando con su abstención. Según Izquierda Unida “el PSOE prefiere darle una patada hacia adelante al balón y que las vecinas y vecinos paguen las consecuencias en el futuro”.